27 de abril de 2014

Alexis Papazian: El Genocidio Armenio: El Genocidio Negado

ALEXIS PAPAZIAN
Doctor en Antropología
Coordinador del área académica
de la Fundación 
Luisa Hairabedian

“El domingo 25 de abril de 1915 un despacho telegráfico originado en Londres y fechado un día antes, es decir el sábado 24, informaba sobre hechos ocurridos en la ciudad de Tabriz, por aquel entonces en poder de los turcos. Decía escuetamente: “La policía turca cumpliendo órdenes de las autoridades disparó contra los armenios haciendo una verdadera matanza entre ellos”.
Por aquellos tiempos no existía la televisión y mucho menos la Internet. Ni siquiera las teletipos. El mundo vivía aislado y la noticia pasó prácticamente inadvertida en la prensa de Occidente.
Nadie sospechaba que con los hechos de Tabriz se iniciaba, aquel 24 de abril de 1915, una de las más crueles matanzas que registra la historia de la humanidad y la primera ocurrida en el siglo XX: el exterminio, entre los años 1915 y 1923, de 1.500.000 armenios, incluyendo ancianos y niños desprotegidos.
La historia de la humanidad registra innumerables casos de matanzas de seres humanos ocurridos en guerras, en violencias de origen étnico o religioso, en odios raciales o en luchas por el poder. En definitiva, la historia del hombre desde sus orígenes es una sumatoria de actos de crueldad.
Pero el caso armenio es, más allá del horror que produce la muerte de un millón y medio de seres humanos, un hecho que –a casi nueve décadas de ocurrido– despierta muchos interrogantes.
¿Por qué motivo el genocidio armenio es ignorado por la comunidad internacional? ¿Por qué no se recuerda tamaña monstruosidad con la misma fuerza como se rememora, por ejemplo, la Shoa?
El genocidio armenio no pertenece a la historia de nuestros antepasados remotos. Ocurrió en nuestro tiempo. Es nuestro contemporáneo. Algún sobreviviente queda de la tragedia y, desde ya, hijos y nietos de las víctimas. Aunque parezca mentira, recién en 1985 una comisión de las Naciones Unidas aceptó calificar el caso armenio como el de un genocidio. El Parlamento francés fue el primer organismo representante de un país europeo importante que reconoció la existencia del “genocidio armenio” y lo aprobó ¡el 18 de enero de 2001! Pero el gobierno francés relativizó el pronunciamiento de sus diputados y llamó a la “prudencia”. La cautela del Ejecutivo ante la sanción del Parlamento tiene una explicación: Ankara amenazó con interrumpir el comercio con París que sumaba 2.700 millones de dólares por año.
Quizás en los lazos económicos y de intereses comerciales que unen a Turquía con los países del Primer Mundo se explique el porqué del ocultamiento de la tragedia armenia. Turquía nunca reconoció la matanza y ejerció toda su influencia cada vez que el tema fue tratado en los foros internacionales. Y lo que la comunidad internacional le reclama a Turquía es que admita que hubo un genocidio y que asuma su responsabilidad. El Tribunal Permanente de los Pueblos, reunido en París en abril de 1984, aprobó una resolución que expresaba que “el genocidio de los armenios es un crimen internacional del cual el Estado turco debe asumir su responsabilidad”.
Tal como decía en un artículo publicado en 1995 el historiador argentino Emilio J. Corbière “los gobernantes turcos proceden como Videla, Viola y Massera. Para ellos los asesinatos no fueron tales. Desaparecieron y no existieron”.
El genocidio armenio existió y se sabe quiénes fueron los responsables. Pero los responsables no lo reconocen y mucho menos se muestran dispuestos a pedir perdón.
El victimario no admite, ni siquiera, haber cometido el crimen, es más, cree que fue un acto justificado por la historia.
De eso algo sabemos los argentinos.”

(“El Genocidio Silencioso”. Escrito por Roberto Tito Cossa y publicado en Página/12  el 24 de abril de 2002)

Año: 2014
Duración: 56:07
Cantidad de bloques: 02

(Para cambiar de bloque, presione >>)

20 de abril de 2014

Norberto Alayón: Menos Policías y Más Asistentes Sociales

NORBERTO ALAYÓN
Trabajador Social
Profesor de la 
Facultad de Ciencias Sociales
de la Universiad
de Buenos Aires.

“Para determinadas concepciones, las protestas sociales que reivindican derechos incumplidos constituyen un accionar desestabilizador que justifica la represión policial.

En el marco de un proyecto político, de perfil popular, que tienda a atenuar las inequidades generadas por el modelo de funcionamiento social, aparece un sugerente interrogante, de carácter conceptual y político: ¿sería necesario que haya más asistentes sociales y menos policías?

Bregar por la vigencia de sociedades más equitativas, más justas, constituye un objetivo loable y un imperativo que identifica a los proyectos políticos de carácter popular. En contraposición, las propuestas y modelos conservadores se reconocen en la existencia de sociedades profundamente desiguales, con acceso marcadamente diferenciado a los bienes y servicios producidos por el conjunto de la sociedad.

La búsqueda de una mayor justicia social requiere, principalmente, de una propuesta de carácter estructural que ataque en su génesis las lógicas de inequidad que caracterizan al capitalismo.”

(Fragmento del artículo “Menos policías y más asistentes sociales”. Escrito por Norberto Alayón y publicado en Tiempo Argentino el 9 de marzo de 2014)

Año: 2014
Duración: 53:03
Cantidad de bloques: 02

(Para cambiar de bloque, presione >>)

13 de abril de 2014

Gabriel Penner: Estética de la Polémica

GABRIEL PENNER
Licenciado en 
Ciencia Política.


“En la escritura no hay descanso, porque las formas en las cuales se sostiene son las del deseo, la de lo inalcanzable incansable. 

¿Quién podría confinar el ocio? ¿O el arte?

Y si se trata de liberar espacios, el camino de la polémica resulta un inquietante experimento creador. En este caso el adjetivo está ligado al concepto "destrucción": la polémica destruye, compone una estrategia de ruptura, deja escombros allí en donde había edificios dogmáticos. Produce lo que se podría definir como una nueva herida narcisista, devastando la confianza en aquello que se piensa para siempre, sacrificando las cosas petrificadas. Allí en donde se encuentra lo lleno u ocupado, la escritura polémica genera una poética del espacio vacío, un socavamiento de las ilusiones de verdad.

Se instaura una gramática de lo transitorio, un lenguaje provisto de desvíos, el que polemiza, poliniza las estructuras valóricas de la configuración cultural. Polemizar es batallar por el diálogo y por la diversidad de sensibilidades y voces. Quien escribe polémicamente propone una mirada esclarecedora y sabe que los caminos no son duraderos, que la crisis está hecha de palabras insumisas.

La polémica es polisémica, es un acto de alerta que muestra la intención de profanar las ideas. El polemista se afana por exponer el carácter precario del mundo, se puede decir por devolver el mundo a sí mismo. Este género literario se enarbola como una propuesta estética de la realidad, entendida como un experimentar en común lo cotidiano, lo social y lo cultural. La destrucción encarnada en esta visión plantea una lectura fundada en el malestar respecto a las razones últimas, en una multiplicidad divergente, renegada de clasificaciones definitivas. Lo vivo de un pensamiento radica en su capacidad para polemizar con los “otros”, por ende la estética de la polémica tiene como principio la acción de buscar para seguir buscando.

El miedo al vacío, al silencio, al miedo, es miedo y puede que siempre exista. 

La novedad podría consistir en temerle a lo repleto, a lo que rebasa, a los espacios culturales ocupados, saturados, completos.

Y es en esta dirección en donde nos volvemos polémicos.”

Año: 2014
Duración: 55:09
Cantidad de bloques: 02

(Para cambiar de bloque, presione >>)

6 de abril de 2014

Raúl Mandrini: Estampas de la América Aborigen

RAÚL MANDRINI
Profesor de Historia
Autor de los libros
"La Argentina Aborigen" y
"América Aborigen"

“A fines del Siglo XV, cuando Cristóbal Colón exploraba las costas americanas, numerosos pueblos vivían en el continente y ocupaban la mayoría de los ambientes habitables.  Esas poblaciones, presentes allí desde muchos milenios atrás, hablaban numerosas lenguas y tenían profundas diferencias socio-culturales, resultado de las diversas geografías, las respuestas y estrategias que cada pueblo había elaborado y los complejos procesos históricos que habían vivido. También se trasladaban, migrando en busca de mejores oportunidades a regiones lejanas o desplazándose en pequeños grupos para comerciar, buscar materias primas escasas, guerrear o participar en procesos y ceremonias.”

(Fragmento del libro América aborigen.  De los primeros pobladores a la invasión europea. Escrito por Raúl Mandrini)

Año: 2014
Duración: 56:30
Cantidad de Bloques: 02

(Para cambiar de bloque, presione >>)

2006 - 18 de Septiembre - 2016 / 10 AÑOS BUSCANDO A JORGE JULIO LÓPEZ

Tramas 2012 - tramasradio@gmail.com - www.tramasradio.blogspot.com